Matrimonio entre cristianos

matrimonio_civil_CRISTIANO

Muchos jóvenes se pregunta si se pueden casar con personas que no sean cristianos, por ejemplo un cristiano unido a un Testigo de Jehová, etc. En este artículo se te explican motivos reales para NO casarte con una persona que profese otra creencia diferente a la tuya basados en La Palabra de Dios.

Desde luego, este artículo es para solteros. Si ya estás casado con una persona que tiene otra creencia, debes trabajar para que se convierta a Cristo, con tu ejemplo como cristiano y tus oraciones.

Motivos para no casarse con una persona no cristiana:

NO AGRADA A DIOS

El objetivo de todo cristiano debe ser agradar a Dios, sino no tiene sentido nada.

1 Corintios 10:31 se lee, “Si, pues, coméis o bebéis o hacéis cualquier otra cosa, hacedlo todo para la gloria de Dios”.

Incluso casarse; debe ser para la gloria de Dios, para tener la bendición de Él. Dios debe aprobar a tu pareja o de lo contrario estás en conflicto con Dios mismo, con tus creencias y con tus sentimientos.

Tu prioridad debe ser agradar a Dios

NO HONRA A CRISTO

Tu prioridad debe ser agradar a Cristo que dió su vida por tí, si tu pareja no agrada a Cristo, simplemente no van por buen camino. El nos ha llamado a ser SANTOS, nos ha redimido de toda iniquidad y nos ha hecho libres.

Si te casas con un incrédulo, te estás esclavizando innecesariamente.

NO AGRADA AL ESPIRITU SANTO

El Espíritu de Dios es santo, santo, santo.

2 Corintios 6:16 de la siguiente forma: “¿Y qué acuerdo hay entre el templo de Dios y los ídolos? Porque vosotros sois el templo del Dios viviente”.

Al casarnos, nos hacemos una sola carne con nuestro cónyuge así que es necesario que nos casemos con alguien en el Señor.

ES DESOBEDIENCIA A LA PALABRA DE DIOS

La Escritura dice textualmente que un cristiano no se puede casar con un incrédulo. PUNTO

1 Corintios 7:39 revela que un cristiano puede casarse con quién él o ella quiera bajo una sola condición: “con tal de que sea en el Señor”. Los creyentes solteros son libres para casarse solo con un seguidor de Jesús. La Biblia no está en contra del matrimonio; pero sí se opone a los matrimonios mixtos entre creyentes e incrédulos. Casarse con un incrédulo es una violación de la Palabra.

ES UNA RELACIÓN DISPAREJA, (YUGO DESIGUAL)

Pablo ofrece la analogía de un yugo desigual para defender la idea de que un cristiano no debe tener compañerismo con la injusticia. Aludiendo a Deuteronomio 22:10, manda

2 Corintios 6:14, “No os unáis en yugo desigual con los incrédulos; porque ¿qué compañerismo tiene la justicia con la injusticia? ¿Y qué comunión la luz con las tinieblas?”

El matrimonio es la forma más íntima de compañerismo espiritual que hay. Por esta razón los cristianos, se tienen que casar con otros creyentes. Casarse con un incrédulo es un yugo desigual.

LA VIDA ESPIRITUAL DE LOS HIJOS SERÁ CONFUSA

Estorbará la vida espiritual de tus hijos e hijas. ¿Qué clase de ejemplo piadoso va a ejercer un padre o una madre no creyente? ¿Cómo puede un incrédulo enseñar grandes verdades espirituales a sus niños y niñas? No puede. ¿No prefieres que tus hijos vean a sus padres cantando las maravillas del Señor en el hogar? Casarse con un incrédulo estorbará la vida espiritual de tus hijos e hijas.

DECRECIMIENTO ESPIRITUAL

Lleva a la depresión espiritual. Cuando veas que tu cónyuge no actua como tú (obviamente porque no es nacido de nuevo) te deprimiras, viene la confusión, duda, enojo, deprensión, etc.

La senda de los justos es como la luz de la aurora que va en aumento hasta que el día es perfecto dice la Biblia.

Sino estás creciendo estas decreciendo. Si tu vida espiritual se estanca simplemente te enfriarás y terminarás regresando a tu pasado.

¿Crees que vale la pena? No, para nada!!

Conclusión: Por ningún motivo un cristiano genuino puede casarse con alguien que tenga otra creencia, traerá más conflictos que paz y felicidad.

A paz nos ha llamado Dios.

No trates de competir con Dios y querer ser más listo. No es posible.

No pretendas que una vez casado con un inconverso después creerá los mismo temás que tú. La Biblia se obedece, no se cuestiona.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

3 × 4 =