El cristiano y la adoración

Adoración cristiana

Adorar a Dios no es cantar, cualquiera puede cantar a su novia, su mamá y eso no significa que la esté adorando. La adoración va más allá de un simple canto ó separación entre música de júbilo y de “adoración”.

La adoración dijo Jesús debía ser en Espiritu y en verdad. En otras palabras no se trata simplemente de formas externas de canto, sino más bien de la intención del corazón. Es similar a quella mujer que puso unas moneditas en la ofrenda cuando los otros ponian grandes cantidades de dinero. Jesús dijo que ella había dado más.

Adorar y ofrendar no es lo mismo, cualquiera puede ofrendar por el simple hecho de dar. Pero si adoramos a Dios también lo podemos hacer con nuestras finanzas.

En otras palabras, adorar a Dios es la intención del corazón, los pensamientos, los sentimientos, la gratitud. Basado en eso, podemos adorar a Dios cantando ú ofrendando, pero todo partió del corazón, y no por el simple hecho de dar o cantar. Dicho en otras palabras la adoración comienza con el origen del deseo, el ¿porqué? de las cosas.

Alguien puede cantar a Dios y no adorarlo, y otra persona puede cantar a Dios y si adorarlo. La diferencia es la intención del corazón, los pensamientos de esa persona, la gratitud y el porqué está cantando. Hay quienes que lo hace por convertirse en artistas, otras para formar parte de un coro, otros para ganar dinero, etcétera.

Pero hay otras que a lo mejor no tienen buena voz, y sin embargo nace de lo profundo de sus sentimienos y entonces se convierte en adoración práctica y Dios que no es precisamente un juez de canto que determinará si canta bien ó no, es quien recibe ese canto como muestra externa de la adoración.

Música Cristiana de adoración para descargar

La adoración comienza en sus pensamientos, en sus sentimientos y luego es externada en una alabanza. La no adoración simplemente es un canto común y corriente aún y cuando vaya dirigido a Dios.

Además, no se puede adorar a Dios sólo con el hecho de cantar, puede adorar a Dios prácticamente con cualquier hecho externo que brote de un corazón dispuesto a adorar y rendir tributo a su Señor. Los sentimientos son la clave principal de la adoración, los pensamientos de cómo podría adorarlo y luego simplemente se hace de forma externa, pero todo parte de la intención.

Puede adorar a Dios cuidando su testimonio ó sirviéndole, así como también con palabras de gratitud ó simplemente contemplando sus obras y externando cuán grande es él. Puede adorar a Dios simplemente siendo usted mismo sin querer imitar quien no es. La adoración a Dios parte de las intenciones del corazón y se puede manifestar casí de cualquier forma, puede decirlo ó quedar callado, sus obras pueden hablar por usted.

Si usted reconoce quién es Dios, cuan grande es él, si está agradecido por sus favores y no sabe cómo expresarlo o qué decir ó hacer….Eso es el mejor inicio de la adoración, ahora sólo sea creativo y adorelo de la mejor manera, puede mirar al cielo y darle una sonrisa a su padre, ó puede poner una ofrenda la próxima vez en su iglesia, ó simplemente puede crear sus propios salmos cantando, puede orar cantando, formando melodías de sus suaves palabras hacia su creador. Todo parte de la actitud y reconocimiento de su majestad. Deje que su imaginación vuele y alabe a Dios !

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

dieciocho + seis =