Divorcio en matrimonios cristianos

El Divorcio en Cristianos

El Divorcio en Cristianos

“Cuando los dos padres son religiosos, el divorcio tiene un efecto negativo sobre la religiosidad”, explica Jeremy Uecker, profesor de la Universidad de Baylor

Un nuevo estudio muestra que los niños de matrimonios religiosos son mucho más propensos a abandonar la religión si sus padres se divorcian. El material fue publicado esta semana en la Revista de Estudios Científicos de la Religión.

Las investigaciones indican que los hijos de padres religiosos que se divorcian tienen el doble de probabilidades de alejarse de la iglesia en la edad adulta, que las personas cuyos padres no están divorciados.

“Cuando los dos padres son religiosos, el divorcio tiene un efecto negativo sobre la religiosidad”, explica Jeremy Uecker, profesor de la Universidad de Baylor, autor principal del estudio. “Se puede pensar que el matrimonio de sus padres era la voluntad de Dios o algo así, pero la interrupción tendrá varios efectos en su religiosidad en la edad adulta”.
Estudios anteriores, indican una relación directa entre el divorcio y las creencias futuras de un hijo, pero Uecker dice que la mayoría de estos estudios no tienen en cuenta las creencias religiosas de los padres.

El investigador explicó que el divorcio se observó en personas de todas las religiones y se verificó cómo la separación de los matrimonios provoca a largo plazo un efecto en los niños, una vez que crecieron, aunque la mayoría de las personas entrevistadas fueron cristianas.

Ahora, Uecker, ha anunciado su deseo de profundizar en el estudio, de por qué los niños de padres divorciados, una vez que se vuelven adultos podrían ser probablemente no religiosos.

“Creo que se debe a la idea de la pérdida de su padres cuando se separaron de la socialización y de la enseñanza de la religión”, dice. “Mi próximo objetivo es identificar los mecanismos y razones por las que el divorcio de los padres es tan importante, para definir la formación religiosa a largo plazo. Pero necesitaré más tiempo.

NoticiaCristiana.com