Consejos para el noviazgo

noviazgo cristiano

La etapa del noviazgo se recordará para toda la vida, por eso es importante tener claro como vivirla para no cometer deamasiados errores que sean irreparables y en lugar de ser un sueño de hadas sea una pesadilla interminable. A continuación algunos consejos prácticos tomados de la experiencia y la vida misma.

En primer lugar la edad.

Es importante crecer primero tanto físicamente como en madurez para comenzar la etapa del noviazgo, no es sano que niños tengan noviazgo porque el noviazgo es un paso previo al matrimonio o dicho de otra forma el final del noviazgo es el matrimonio, por lo tanto la edad apropiada para esta etapa de la vida es cuando se tenga la madurez para pensar en formar una nueva familia.

El perfil de la persona que se anda buscando.

Si no sabes que buscas, no puedes saber si ya lo encontraste. Debes tener una lista de cualidades, características o requisitos que la persona debe poseer, por ejemplo: ser cristiana, color de piel, profesión, nacionalidad, peso, estatura, etc. Obviamente es casi imposible encontrar alguien que reúna el cien por ciento de los requisitos, pero al menos se tiene un patrón para medir la cercanía con las características que uno desea. Esto es importante porque una vez casados no se estará DESEANDO el cónyuge del prójimo…. Para eso se escoge bien desde un principio.

El paso del tiempo.

Cómo se verá esta persona en 20 años… Si tiene sobrepeso lo más probable es que engorde más, si es un gran intelectual lo más probable es que lo sea aún más, si anda en malos pasos lo más probable es que ya ni esté para ese tiempo.

Las relaciones con la familia.

Algunos creen que no es importante que las dos familias se relacionen pues al final de cuentas la pareja es de dos y no de varios. GRAVE error, las dos familias deben llevarse casi a la perfección o el mismo matrimonio tambaleará. No hay nada más sano que aumentas la familia en lugar de disminuirla con asperezas entre uno de los cónyuges. Si en tu familia no aceptan a esa persona, todo el tiempo se la pasarán criticándola y por consecuencia la persona tampoco se relacionara cómodamente con tu familia. El ideal es que exista armonía desde un principio.

Creer lo mismo.

Si se unen dos personas de diversas creencias, será discusión continua (por más que ahora digan que no) sobre sus creencias. No hay nada más sano que ambos compartan las mismas creencias para así, ambos seguir el mismo camino y no cada quién por su lado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

tres × 4 =